Postparto y la Caída del Cabello

Durante el embarazo son muchas las cosas que cambian en el cuerpo de la mujer y el cabello no es la excepción. En este tiempo por un tema hormonal el cabello deja de caerse. Las hebras se mantienen en fase de crecimiento. Por eso es muy común que durante el embarazo las mujeres luzcan melenas muy abundantes.

El cabello tiene una vida de entre dos y seis años aproximadamente, y en este tiempo pasa por tres fases o etapas: crecimiento, estancamiento o reposo y caída.

En el embarazo estas etapas se ven alteradas y el cabello se queda en etapa de crecimiento y no se cae. Una vez que el bebé nace, aproximadamente tres o cuatro meses después (según mi experiencia) se produce una caída masiva del cabello. Creo que es imposible que pase desapercibida para alguien esta etapa, empiezas a ver cabello en todas partes, y cuando te peinas, te lavas el cabello o te lo tocas siempre quedarán cabellos en tus manos.

Aunque esta situación puede preocuparnos es importante saber que es totalmente normal y pasajera. Después de un tiempo deja de caerse de forma anormal y después empiezan a salir cabellos nuevos (lo vas a ir notando porque empiezas a tener muchos cabellos cortos).

En mi primer embarazo me estaba volviendo loca cuando me pasó esto: no encontraba qué hacer con el cabello, me lo corté súper corto, me apliqué productos para detener la caída del cabello, tomé suplementos etc etc. Pero nada detuvo el proceso. Ahora en mi segundo postparto estoy volviendo a pasar por esto pero estoy mucho más tranquila. Sé que perderé muchísimo cabello pero que después volverá a salir así que solo hay que tener paciencia, como todo lo que tiene que ver con estos procesos de transformación que vivimos cuando queremos sanar nuestro cabellos.

Así que si estás pasando por este proceso o todavía no lo has pasado te digo que no te alarmes, ten paciencia y entiende que es parte del proceso y sobretodo no tomes decisiones desesperadas con el cabello en esta etapa (yo por ejemplo me arrepentí de cortarlo tan corto cuando pasé por esto). Te aseguro que es pasajero así que PACIENCIA!!.

Con cariño,

María