Agua Micelar: Prepárala tú Misma en Casa

Como he comentado en otras oportunidades uno de los pasos mas importantes en nuestra rutina de cuidado facial es la limpieza.

Hoy te traigo una receta de un cosmético muy popular que es el AGUA MICELAR.

Un AGUA MICELAR es un limpiador hecho a base de tensioactivos. Funciona muy bien para limpiar la piel y quitar el maquillaje (a mi me gusta si estoy maquillada utilizar antes un limpiador a base de aceites).

En el mercado existen muchas opciones de agua micelar pero yo como siempre quiero tener una opción para preparar en casa y hoy te traigo una receta super fácil y efectiva.

Vamos a estar utilizando como tensioactivos el COCO GLUCÓSIDO, que es un tensioactivo de origen vegetal que se obtiene a partir del aceite de coco y el azúcar de las frutas, es muy suave para la piel. DECYL GLUCOSIDE, que es un tensioactivo no-iónico, de origen vegetal, biodegradable, muy suave y muy bien tolerado por la piel. HIDROLATO DE LAVANDA que ayuda a regular la producción de sebo, es refrescante y usado en poca cantidad mezclado con agua tiene un aroma agradable para mi gusto. SORBITOL, que es un agente humectante.

Aquí te dejo la receta.

RECETA (100 gramos)

  • 20 gramos de hidrolato de lavanda (puedes sustituirlo por otro hidrolato que te guste o por agua destilada)
  • 69 gramos de agua destilada.
  • 4 gramos de sorbitol.
  • 2.5 gramos de coco glucósido.
  • 2.5 gramos de decyl glucoside.
  • 1 gramo de conservante
  • OPCIONAL: 1 gramo de aceite esencial (yo solo usé dos gotitas de geranio). Si no lo agregas agrega 1 gramo mas de agua o hidrolato.

PROCEDIMIENTO:

Agrega un ingrediente tras otro mezclando delicadamente para no crear mucha espuma.

Medir y ajustar el ph a 5.5 (agregando ácido láctico necesario).

Envasar.

MODO DE USO:

Impregnar un algodón reusable con el producto y aplicar sobre el rostro para eliminar la suciedad.

NOTA: yo acostumbro a enjuagar en agua micelar. Hay personas que la aplican con un algodón y no la enjuagan. De cualquiera de las dos formas tu piel estaría quedando limpia. Es cuestión de gustos. Como todo, tienes que probarlo tu y decidir qué te funciona mejor.

Como ves es una receta muy sencilla y súper efectiva.

Espero que la prepares y te guste.

Con cariño,

María